Entradas

Mostrando entradas de agosto, 2010
La vida me tiñe de gris las pupilas. Quizás merecidamente, con honores y medallas de hojalata, oxidadas por el frío y salado azul que brota del lagrimal.

Anoche me dejó. Anoche se fue. Dejó la ventana abierta por si la ilusión se animaba a salir con él. Se fue todo. No quedó nada.

Quizás sí, una nota diciendo que volvería...

...algún día.

Ahora soy una más. Estoy aquí y soy igual que tú. Soy una más en el montón del mundo.

Peter Pan se fue de casa.